Louise O´Murphy, el erotismo de François Boucher

En este artículo gira en torno a una obra paradigmática de la pintura rococó: Odalisca rubia. Su autor el pintor francés François Boucher, fue el artista que tal vez mejor supo reflejar el ideal galante y erótico que más tarde, se vincularía con el gusto decadente del Antiguo Régimen.

Odalisca rubia (primera versión), François Boucher, 1751. Wallraf-Richartz-Museum, Colonia. Internet dominio público

Al igual que ocurre con la Odalisca Morena cuya modelo ha suscitado dudas acerca de su identidad, la Odalisca rubia ha planteado cierto debate en torno a la joven que posó reclinada sobre el diván. En general se acepta como modelo a Marie Louise O´Murphy y aunque en diversas ocasiones se habla de «retrato» para referirse a esta obra, prefiero no interpretarlo como tal en un sentido estricto. Boucher solo se propuso plasmar un ideal de erotismo a través de una de sus modelos.

Louise O´Murphi o la Belle Morphise nació en Ruán en 1737 en el seno de una familia muy humilde de origen irlandés, y era la pequeña de cinco hermanas: Margueritte, Brigitte, Madeline y Victoire. Al enviudar, madame Marguerite Hicky se trasladó a París con sus hijas en donde abrió una parada de venta de ropa de segunda mano, en la Place du Palais Royal. Además de la ropa usada madame Hicky también aprovechaba para vender la virtud de sus hijas. Dos de ellas, Madeline y Victoire, fueron actrices de la Ópera Cómica de París en donde posiblemente la pequeña Louise, estableció contacto entre 1750 o 1751 con el pintor François Boucher. Este se encargaba de realizar los decorados del teatro y Louise se convirtió al igual que su hermana Victoire, en una de las modelos del pintor.

En 1752 conoció a Giacomo Casanova quien relata en sus memorias la relación que mantuvo con la menor de las O´Murphy. Al año siguiente Louise se convirtió en amante no oficial del rey Luis XV. (1) Sobre cómo llegó a la corte es algo que no esta claro. Si creemos al marqués de Argenson fue a través de Lebel, valet de chambre y proveedor habitual des plaisirs du Roi, quien la presentó al rey aunque Casanova se adjudica el mérito de haberla introducido en el lecho real. Mientras la Belle Morphise fue la amante de Luis XV, residió en el famoso Parc aux Cerfs. (2) De su relación con el rey nació una hija, mademoiselle de Saint-Antoine de Saint-André que fue separada de su madre nada más nacer. Un año más tarde la bella O´Murphy perdió el favor real a causa de una intriga y en 1755, se le arregló un matrimonio ventajoso con un oficial de infantería llamado Jacques de Beaufranchet, señor de Ayat, de Beaumont y de Grandmont. De esta unión nacerán dos hijos: Louise Charlotte Antoinette Françoise que morirá sin haber cumplido siquiera los tres años, y Louis-Charles-Antoine. La Morphise enviudó en 1757 y dos años más tarde, contrajo nuevas nupcias con François-Nicolas Le Normant, Conde de Flaghac, un hombre relacionado con Charles Guillaume Le Normant d’Étiolles, marido de la marquesa de Pompadour. De su unión con Flagahc nacerá una hija, Marguerite Victoire. Flaghac murió en 1783 en la batalla de Rossbach dejando a Louise nuevamente viuda.

A pesar de su vinculación con la monarquía, la O´Murphy consiguió sobrevivir a los sangrientos años de la Revolución. En 1795 se casó de nuevo esta vez, con Louis-Philippe Dumont, diputado de la Convención Nacional del Departamento de Calvados. Esta unión estaba condenada a durar poco y el matrimonio se divorció tres años después.

La que un día fuera una de las modelos más célebres de Boucher, relacionada con Giacomo Casanova y ex amante de Luis XV, falleció en 1814 a los 77 años. Sus restos reposan en el cementerio de Père Lachaise.

Odalisca rubia (segunda versión) François Boucher, 1752. Alte Pinakothek, Munich. Internet dominio público

En relación a la Odalisca rubia, damos paso una vez más a Giacomo Casanova quien se otorga el mérito de su creación. El veneciano relata el origen de la obra de la siguiente manera. A través de su amigo el abogado al Parlamento de París Claude Patu, conoció a la joven Victorie O´Murphy, notable fille galante, modelo de Boucher y actriz de la Ópera Cómica. Victore quien por aquella época vivía con su hermana Louise, mantenía una relación amorosa con Patu y este, invitó a su amigo a cenar a casa de su amante. Después de la cena y siempre según la versión del veneciano, Casanova se quedó a solas con la pequeña Louise y fue entonces cuando le pidió que se quitara la ropa, porque deseaba verla desnuda. Al parecer le gustó tanto lo que vio, que no dudó en hacerla retratar desnuda por un pintor alemán. Casanova nos facilita la descripción de este «retrato» que coincide con la Odalisca rubia de François Boucher a excepción de la posición de la cabeza que el veneciano, la refiere en posición de tres cuartos y no de perfil. (3)

La Odalisca rubia muestra efectivamente a una joven de perfil, desnuda, recostada boca abajo sobre un sofá llamado «a la turca», mientras desata o anuda la cinta azul de su trenza. Tal acto tenía en la época connotaciones eróticas. (4) Las telas sobre el sofá están desordenadas y en la segunda versión de la obra, aparece un quemador incienso en la parte inferior izquierda. La fidelidad con que el pintor reprodujo el sofá, ha permitido incluso identificar que fue construido por Nicolas Heurtaut, maestro activo en París entre 1742-1771. (5)

Siguiendo la versión de Casanova parece que cuando Patu vio el retrato quedó tan complacido, que solicitó una copia. Casanova deseoso de satisfacer a su amigo encargó reproducir la obra. La historia sigue tomando un aire rocambolesco… el «pintor alemán» de quien Casanova no desvela el nombre, mantenía contactos en la corte y decidió sacar provecho de su trabajo mostrando el cuadro a un doméstico del rey llamado François Balligant de Saint-Quentin. Este conocedor de los gustos del monarca, lo enseñó al rey quien no se conformó con una copia sino que expresó su deseo de conocer a la modelo. Quentin solicitó al pintor ver el original y este, se apresuró a ponerse en contacto con Casanova quien aprovechó la ocasión para introducir a la joven Louise en la corte. La pregunta que nos surge es ¿quién podría haber sido este pintor alemán? Para responder a la pregunta debemos considerar a los pintores alemanes activos en París en 1751. Se ha propuesto a John Anton Peters, copista de Boucher (6) pero personalmente estoy de acuerdo con el autor Desmond Clarke, cuando afirma que el pintor alemán no es otro que François Boucher. Muy probablemente Casanova mezcló en su relato realidad y ficción. Además no hay que pasar por alto un dato importante y es que existe un desfase cronológico de un año, entre la realización de la primera versión de la Odalisca y el primer encuentro con mademoiselle O´Murphy. Este desfase no lo podemos atribuir de ninguna manera a la mala memoria del veneciano.(7) Casanova conoció a Louise en 1752, pero la primera versión de la Odalisca se realizó un año antes.

A mi parecer la historia del inspector Meunier nos acerca más a los hechos. Meunier escribe en su informe policial del 8 de mayo de 1753 que la más joven de las Morfi, sirvió de modelo para la pintura de Boucher quien la representó desnuda y dió o vendió el cuadro al Monsieur de Vandières, hermano de la marquesa de Pompadour. Cuando el rey vio la pintura, quiso saber si el pintor había favorecido a la modelo y para comprobarlo, hizo llamar a la más joven de las O´Murphi. Después del encuentro manifestó que la joven era mejor que el retrato. (8)

Dibujo preparatorio para la Odalisca rubia, François Boucher. Internet dominio público
Grabado de Demarteau basado en la Odalisca rubia de François Boucher, 1761. Internet dominio público

En general se acepta que Louise O´Murphy posó para la Odalisca rubia. Aun así algunos autores como Alastair Laing, Pierre Rosenberg o George Brunel, cuestionan esta identidad. Bajo mi punto de vista creo que efectivamente se trata de la Belle Morphise ya que la documentación parece acreditarlo. Otro asunto es que se trate de un retrato en el sentido que le dio Casanova y que el relato del veneciano, sea absolutamente fiable. Boucher fue uno de los pintores que más idealizó a sus modelos, incluso cuando se proponía realizar un retrato oficial. En la Odalisca, el pintor quiso plasmar una imagen erótica sin individualizar los rasgos de la modelo. Casanova en sus memorias describe a la joven Louise como rubia, de ojos azules y de piel muy blanca. (9) Sin embargo el inspector Meusnier en sus informes la describe morena, bien formada y de rostro fino. (10) En la cárcel de Sainte Pélagie en donde estuvo encarcelada durante la Revolución, se la describe con una mujer de rostro ovalado, mentón redondo, frente baja y nariz aquilina.(11) A excepción del relato facilitado por Casanova, sería difícil hacer encajar a la demás descripciones en la joven que posó para el cuadro de Boucher.

La Salida del Sol de François Boucher, 1753, The Wallace Collection, Londres. Pierre de Nolhac reconoce en las nereidas, a la misma modelo que posó para la Odalisca. Internet dominio público
La Puesta de Sol, François Boucher, 1752, The Wallace Collection, Londres. Reconocemos a la Belle O´Murphy en la nereida del ángulo inferior derecho. Internet dominio público

La Belle O´Murphy fue también modelo de Fragonard, de Deshayes, de Baudouin y de Joseph Marie Vien. Este último la utilizó para representar a la Virgen en la obra La Visitación, pintada a inicios de 1753 para la iglesia parroquial de Crécy. Nadie podría reconocer en la esbelta figura de la Virgen María a la voluptuosa muchacha del cuadro de Boucher. Sin embargo el pintor aseguró que la tomó como modelo. La Visitación se expuso en Versalles, en el salón de madame Pompadour y en este caso el parecido con la modelo tuvo que ser certero porque la marquesa, creyó reconocer en las facciones de la virgen María a la joven que había visto en el Parc aux Cerfs. Intrigada, interrogó al pintor acerca de la identidad de la modelo. Ante el apuro Vien respondió con evasivas que no acabaron de convencer a la marquesa.(12)

Venus consolando al Amor, François Boucher, 1751. National Gallery of Art, Washigton. Aunque en alguna ocasión se ha mencionado que tras esta Venus se esconde la identidad de la marquesa de Pompadour, me aventuro a proponer a la Belle Morphise como modelo. El carjac esta sujeto a una cinta azul parecida a la que anuda o desanuda la joven Odalisca. Internet dominio público
Júpiter y Callisto, François Boucher, 1760. Wallace Collection, Londres. Desmond Clark reconoce a la joven Louise O´Murphy en la figura de Callisto. Internet dominio público
Venus (Louise O´Murphy?) y Marte sorprendidos por Vulcano, François Boucher, 1754. Wallace Collection, Londres. Internet dominio público

Todos los pintores idealizaban a sus modelos las cuales, se transformaban según el rol que interpretaban en la pintura, y según el pincel que las plasmaba sobre la tela. A pesar de esta idealización, Pierre de Nolhac reconoce a la Belle Morphise en las nereidas que aparecen en La Puesta de Sol y La Salida del Sol, ambas en la Wallace Collection de Londres. Desmond Clarke la reconoce entre otras obras en la Venus y Marte sorprendidos por Vulcano, en El Juicio de Paris, en Júpiter y Callisto y en la Venus y cupido, todas ellas en la Wallace de Londres. Por mi parte me aventuro a identificarla en la joven Venus que aparece en La toilette de Venus (Metropolitan Museum of Art, Nueva York) y en Venus consolando al Amor (National Gallery of Art, Washigton). Ambas telas formaban pendant y fueron realizadas en 1751 por encargo de madame Pompadour para su residencia de Bellevue. Incluso se pueden identificar diversos elementos comunes en estas obras y en la Odalisca rubia como son el quemador de incienso o la cinta azul. Podría muy bien ser que Boucher hubiera utilizado a la misma modelo para realizar ambas obras que además poseen la misma cronología que la primera versión de la Odalisca. Pero estas identificaciones no dejan de ser meras hipótesis basadas en criterios subjetivos. En los casos citados, la identidad de la modelo no era relevante para el pintor porque no se trataba de realizar verdaderos retratos. En la Odalisca la documentación nos permite ir un poco más allá e identificar a la modelo como la pequeña O´Murphy. De no ser por esta circunstancia difícilmente podríamos conocer la identidad de la joven que yace sobre el diván, porque lo que pretendía el pintor era crear una imagen que exaltara los sentidos y no ejecutar un retrato. Efectivamente cumplió con su objetivo y no dudo que en esta obra, mademoiselle O´Murphi encarnó mejor que nadie el erotismo de François Boucher.

Post registrado bajo licencia Safe Creative Commons Attribution-NonCommercial-ShareAlike 4.0 International (CC BY-NC-SA 4.0) y publicado el día 16 noviembre 2018

Referencias

(1) Louise O´Murphy fue lo que se denomina una petite maîtresse, una amante no oficial. El título de amante oficial, maîtresse en titre, era reconocido y aceptado. Mientras la O´Murphy permaneció en Versalles, la amante oficial fue la marquesa de Pompadour. Todas las amantes oficiales debían ser presentadas en la corte. Como condición tenían que estar casadas, pertenecer a la nobleza y contar además con una dama de la corte que aceptara actuar como madrina en la ceremonia. Así se entiende el escándalo que provocó la presentación de madame de Pompadour la cual, procedía de la alta burguesía pero no de la nobleza. Y qué decir tiene de madame du Barry, que ejerció la prostitución bajo la tutela de su amante el conde Jean Baptiste du Barry. Su presentación en la corte se convirtió en un asunto de estado, dando pie a situaciones absolutamente rocambolescas.
(2) El Parc aux Cerfs era una casita situada en un barrio de Versalles, en la esquina de las calles de Tournelles y Saint Mérédic. Allí eran alojadas las mujeres reclutadas para satisfacer las necesidades sexuales de Luis XV. Normalmente eran muy jóvenes, en algunos casos casi niñas. El Parc aux Cerfs cerrará sus puertas en 1771 a petición de Madame du Barry.
(3) Elle était couchée sur le ventre, s´appuyant des bras et du sein sur un oreiller et tenant la tête tournée comme si elle avait été couchée aux trois quars sur le dos. CASANOVA, Giacomo. Casanova à Paris, ses séjours racontés par lui-même avec notes additions et commentaires de Gaston Capon, Paris, Jean Schemit, Libraire, 1913, p. 100
(4) PASCAL, Camille. Le goût dur roi. Louis et Marie-Louise O´Murphy, Paris, Perrin, 2006, p. 69
(5) Ibidem, p. 272 – 273 nota 41
(6) Ibidem, p. 68
(7) Casanova relata en sus memorias que conoció a Victoire en la feria de Saint Laurent la cual, permanecía abierta del 30 de junio al 25 de agosto. El encuentro entre ambos tuvo lugar en julio de 1752 cuando ella trabajaba de actriz en la Ópera Cómica desde mayo de ese mismo año. CASANOVA, Giacomo. Casanova à Paris… op. cit., p. 107 nota 1
(8) El inspector de policía Jean Meunier era el encargado de elaborar los informes sobre aquellas mujeres que ejercían la prostitución. Las hermanas O´Murphy formaban parte de este colectivo y sus nombres aparecen con frecuencia en los informes del inspector. Jean Meunier, 8 Mayo de 1753. Estos informes se conservan en la Biblioteca del Arsenal. Jean Meunier, 8 mai 1753. Biblioteca del Arsenal, Paris, Bastille 10234, Cahieres de Meunier
(9) Blanche comme un lis, Hélène avait tout ce que la nature et l´art des peintres peuvent réunir de plus beau. La beauté de ses traits avait quelque chose de si suave qu´elle portait à l´âme un sentiment indéfinissable de bonheur, un calme délicieux. Elle était blonde, et cependant ses beaux yeux bleus avaient tot le brillant des plus beaux yeux noirs. CASANOVA, Giacomo. Casanova à Paris … op. cit, p. 109 – 110
(10) Louison avait 14 ans, était bien faite, de taille à devenir grande, le visage fin, un peu long cependant, brune comme ses soeurs, et du plus joli minois du monde, très formée pour son âge, nubile depuis quelques mois seulement, elle avait déjà la gorge tentante. Jean Meunier, 12 mai 1753. Biblioteca del Arsenal, Paris, Bastille 10234, Cahieres de Meunier
(11) PASCAL, Camille. Le goût…op. cit., p. 69
(12) Ibidem, p. 77-78

BIBLIOGRAFÍA

ANANOFF, Alexandre; WILDENSTEIN Daniel. L´opera completa di Boucher, Milano, Rizzoli Editore, 1980
BRUNEL, Georges. Boucher, Paris, Flammarion, 1986
Cahieres de Meunier, Biblioteca del Arsenal, Paris, Bastille 10234
CASANOVA, Giacomo. Casanova à Paris, ses séjours racontés par lui-même avec notes additions et commentaires de Gaston Capon, Paris, Jean Schemit, Libraire, 1913, p. 107- 114
CLARKE, Desmond. Louison. The life and loves of Marie Louise O´Murphy, Belfast, Blackstaff Press, 1979
LAING, Altair. «Chronology and Boucher´s Prize -Winning Pupils» en Boucher, New York, Paris, The Metropolitan Museum of Art, Réunion des Musées Nationaux, 1986-1987, p. 15 – 40
LAING, Altair. «The Search of an Idiom» en Boucher, New York, Paris, The Metropolitan Museum of Art, Réunion des Musées Nationaux, 1986-1987, p. 56 – 72
LAING, Altair. «Catalogue of Paintings» en Boucher, New York, Paris, The Metropolitan Museum of Art, Réunion des Musées Nationaux, 1986-1987, p. 90-324
LEVRON, Jacques. Vida y costumbres. La corte de Versalles, Buenos Aires, Javier Vergara Editor, S.A., 1991
PASCAL, Camille. Le goût dur roi. Louis et Marie-Louise O´Murphy, Paris, Perrin, 2006
ROSENBERG, Pierre.»The Mysterious Beginnings of the Young Boucher», en Boucher, New York, Paris, The Metropolitan Museum of Art, Réunion des Musées Nationaux, 1986-1987, p. 41 – 55
ROSSI PINELLI, Orietta. Boucher, Art Dossier, Firenza, Giunti, 1997
T.W. Gaethgens et J. Lugand. Joseph Marie Vien. Peintre du roi (1716-1809), Paris, ARTHENA, 1988, p. 304 – 305

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *